26.12.10

Ecuador: Omar Jesús, una historia en donde venció el amor

Omar de Jesús,  a los siete meses en el vientre de su mamita fue diagnosticado con anencefalia y en el Hospital Pablo Arturo Suarez de Quitoel médico tratante le condenó a muerte y ordenó que se le practique el aborto inmediatamente por que un niño con discapacidades no tiene derecho a vivir para algunos médicos.
 



Inmediatamente que supimos del caso un grupo de voluntarias de la Fundación Acción Provida iniciamos una gran cadena de oración por el niño y ayudamos con orientación a su mamita, le indicamos sobre cuál sería el procedimiento del aborto y la manera cruel en la que su pequeño bebé sería asesinado en el quirófano, además le ofrecimos ayuda sicológica, alimenticia, médica y espiritual en todo el proceso.
 
Especialmente nuestra ayuda consiste en despertar en la madre su amor por su hijo, el que sepa que lo más importante es que amemos a nuestros hijos cómo son, que el tiempo que Dios permite que estén a nuestro lado es para desfrutarlos, conocerles y rezar por ellos, que su vida solo le pertenece a Dios y que El en su infinito Amor y Misericordia sabe que es lo mejor para nuestros hijos y para nosotros, que dejemos obrar la Divina Voluntad del Señor en nuestra vida y en la vida de nuestros hijos de la mano de María Santísima.
 
Con la bendición de Dios aceptó y dijo SI a la VIDA, Omar de Jesús nació el 28 de agosto, los médicos nos dijeron que solo viviría máximo 72 horas, por lo que inmediatamente lo bautizamos con la ayuda de un sacerdote, a las 36 horas nos dijeron que debíamos desconectarle, ya que vivía de manera artificial, le consultamos con nuestro guía espiritual y Monseñor nos recomendó que siendo así le desconectemos pero menos la alimentación, siguió con la alimentación vía sonda por la nariz, a las 48 horas nos dijeron que lo llevemos a casa para que muera dignamente junto a su familia y no en la sala de un hospital,compramos el ataúd y el lugar en el cementerio, Omar de Jesús ante todo esto reía, se movía a pesar de que toda su cabecita estaba fuera, colgaba literalmente de una bolsita de piel, él solo derramaba amor a todos los que lo visitábamos.
 
A la semana a pesar de los pesimistas pronósticos médicos lo llevamos a un hospital especializado en medicina infantil, nos insultaron por haber dejado vivir a "un fenómeno", enfrentamos a todo los médicos de urgencia y un médico neurocirujano se ofreció operarle, pero sin dejar de aclararnos y hacernos firmar documentos en los que nosotros nos responsabilizamos de todo lo que suceda en la operación, confiados en que todo está en Manos de Dios, firmamos y con la bendición de Dios y la ayuda de tantos corazones donantes que nos ayudaron a pagar todas las cuentas hospitalarias, Omar de Jesús salió bien de la operación.
 
Hoy fuera de todo pronóstico médico, Omar de Jesús vive!!!, sus huesitos del cráneo han crecido y el médico sorprendido ha reconocido que es realmente UN MILAGRO DE DIOS ya que inclusive el cerebro va creciendo de manera normal y que con una buena estimulación, amor y dedicación el bebe podrá crecer y desarrollarse sin mayores dificultades. Mírenlo en las fotos.

 
Todo esto es posible gracias a su ayuda, su generosidad y de manera especial, gracias a la Virgencita de Guadalupe, que intercede cada día por estos bebitos y por nuestros benefactores por los que rezamos todos los días, Dios bendiga su corazón generoso. Si desea saber más de este caso o desea colaborar con este apostolado puede llamarnos al 5932 241 80 40 o a vuelta de correo electrónico.
 
DIOS LOS BENDIGA!!!!, hasta el día de hoy 2.976 niños han sido salvados del aborto, gracias a la Divina Providencia y a ustedes.
 
Saludos,
 

Amparo Medina
Acción Provida\Filial de Vida Humana Internacional

1 comentario:

  1. Anónimo3:24 a. m.

    Amparito del Pilar Medina, gracias por compartirnos este bellísimo testimonio, donde podemos alabar su bondad y su poder, y bendecir a quienes se ocuparon de la madre y del hijo, y de quienes, como tú, son paradigma de la lucha noble e hidalga por la persona y su vida, en especial por los bebés por nacer y por sus madres.

    ResponderEliminar